WWE Mixed Match Challenge podría tener un gran impacto en el roster principal

Puede que el Mixed Match Challenge sea un fracaso en números pero en historias podría dar mucho de qué hablar

Los números están demostrando que el torneo benéfico de WWE es un fracaso, a pesar de ser un producto novedoso, pero puede que tenga gran importancia en el devenir de las historias futuras de Raw y Smackdown Live. El Mixed Match Challenge comenzó como un tiro la primera semana pero se ha desplomado las siguientes

Como pasara en 2001 con la XFL respecto a la NFL, el #WWEMMC es una especie de All star Game de la NBA en WWE, donde deporte y comedia (más la segunda que la primera) van de la mano para ofrecer el primer show de WWE en Facebook Watch. En el Mixed Match Challenge las superestrellas pueden dar rienda suelta a la parte oculta de sus personajes que para bien o para mal no solemos ver en los programas semanales. 

La semana pasada Goldust y Mandy Rose hicieron pareja y a pesar de perder el combate contra Jimmy Uso y Naomi han sido la sensación de lo que llevábamos de torneo hasta el momento y hay rumores de que serán «pareja» a partir de ahora en el roster principal para seguir con la estela de superestrellas rubias emparejadas con Goldust, como pasara en su época dorada con Terry Runnels. La química que hay entre ellos es innegable, pero la pareja formada por Alexa Bliss y Braun Strowman no se queda atrás, imposible no recordar la historia de la Bella y La Bestia al verles juntos. Apollo Crews, a quien se le suele criticar por su falta de personalidad y carisma tendrá algo de ayuda por parte de Nia Jax, una Nia a la que Titus intentará echar el lazo para que entre a formar parte de su Titus World Wide como nos confesara O’Neil en la entrevista de la semana pasada. 

Innovaciones aparte, el Mixed Match Challenge de WWE ha pasado de tener 135,600 espectadores la primera semana a 91,900 la segunda y 62,400 la tercera, aunque sorprendentemente se recuperó la semana pasada al llegar a los 77,700. La semana pasada durante la conferencia de prensa en la que WWE presentaba los resultados del 4º cuarto del año pasado, George Barrios anunciaba que el Mixed Match Challenge ha amasado un total de 12 millones de minutos en visualizaciones, cosa que podría sonar impresionante, y así es, pero que arroja una media de 2 minutos por espectador, mal dato para un programa que dura 24 minutos de media.

WWE recibe dinero de Facebook por utilizar su plataforma para la emisión del Mixed Match Challenge. En 2017 WWE arrojó una media de 41 centavos por seguidor en las redes sociales, haciendo un total de 34.5 millones de dólares con los 850 millones de seguidores. No parece que El Mixed Match Challenge de WWE vaya a convertirse en un programa anual pero nos dejará momentos imborrables e historias a seguir en un futuro.

Vicente Beltrán

Jefe de Comunicación de Planeta Wrestling, Colaborador de la web oficial de WWE, Colaborador de la sección WWE de Mundo Deportivo y Marca

error: Content is protected !!