Una trilogía de ataques en WWE Raw

Esta semana la marca roja WWE Raw, nos dejaba un nuevo capítulo en la mejor rivalidad de toda la marca. El trece veces campeón mundial y el actual, el psicópata escocés nos dejaban escenas escalofriantes. Una trilogía ni más ni menos, ya que los dos aprovecharon tres momentos indicados.

Randy ataca en Raw

La venganza por su derrota inesperada, nos dejaba al retador atacando sin piedad al actual campeón. Lo dejaba fuera de juego en tres ocasiones. En cada una atacaba inesperadamente para dejarlo KO. La ambulancia se lo tuvo que llevar después de dejarlo con la réplica de todo lo ocurrido en su combate.

Se enfrentaba a Keith Lee, el mejor amigo de Drew en estos momentos. No necesitaba justificar, simplemente querer demostrar que una jugada sucia, no va a significar el fin de su rivalidad, esto acaba de empezar. Randy hablaba antes de tiempo, y decidía tomarse las cosas con un toque irónico.

Drew responde

Un simple claymore para responder a toda la parafernalia de sus palabras. Nada más acabar la víbora su discurso, el campeón se dispuso a contestarlo. Y comenzaba el combate de Randy, que de nuevo era interrumpido con otra patada mortal, con lo que Orton tenía que ser atendido.

Y buscando su teléfono, lo sorprendía en bastidores al puro estilo Raw Underground, para aplicarle la trilogía completa. Las tres patadas mortales que le dejaban fuera de juego y una semana más sufriendo los estragos del campeón. Es toda una ola de ataques fraticidas.

No sabemos en que terminará todo esto, pero está claro que es una rivalidad duradera que constantemente nos va a dejar escenas hostiles entre los dos mejores luchadores actuales de toda la marca. Por lo que la fuerza del campeón, y la rabia del aspirante volverán a chocar más adelante.

Planeta Wrestling te trae las últimas Noticias de WWE. No te pierdas nada de lo que pase en el mundo de WWE en Español. Recuerda que WWE Clash of Champions será el próximo PPV de WWE y aquí en Planeta Wrestling realizaremos una cobertura completa.

Artículo anteriorPrevia WWE RAW del 14 de septiembre
Artículo siguienteWrestling estadounidense, ¿en decadencia?