Para enmarcar los festejos de los 85 años de la instauración de la lucha libre en México se presentará una colección de diversos artículos y objetos relacionados con el mundo del pancracio y que son propiedad del coleccionista Christian Cymet y que se hará con el apoyo en conjunto del Consejo Mundial de Lucha Libre (CMLL).

Expo Lucha Libre del 14 al 16 de Septiembre

La exposición se inaugurará el próximo 14 de Septiembre que es el día que se celebrará la función del 85 Aniversario del CMLL y el corte del listón será a las 14 horas y ese día cerrará a las 19 horas para que las personas puedan desplazarse a la función en la Arena México, para los días sabado 15 y domingo 16 el horario será de las 10 a las 20 horas.

El lugar donde se realizara la expo es en World Trade Center de la Ciudad de México, en los salones Olmeca 3 y 4, el costo de acceso es de $120 pesos por persona y habrá una promoción para adquirir un combo de acceso para los 3 días en $250 pesos por persona.

También Se tiene contemplado que dentro de la expo se desarrollen funciones de lucha, así como firma y convivencia con luchadores actuales y de antaño.

Colección Christian Cymet

Uno de los máximos coleccionistas si no es que el mayor de la lucha libre mexicana es Christian Cymet, el cuál es reconocido en el medio luchistico por tener objetos de mucho valor, desde fotos, carteles, trofeos, máscaras, capas y equipos de lucha y que ha logrado reunir desde su niñez, parte de estos ya han sido expuestos en otros recintos como en el Museo del Objeto (MODO), en el Museo del Chopo y en el Museo de la Ciudad de México. En palabras de Crhistian Cymet dijo que inicio entre los 6 y 7 años de edad ya que conocía Arturo Ortega Navarrete un foto reportero de la revista de Box y Lucha y el le empezó a vender fotografías autografiadas de Black Shadow y del Médico Asesino y una fotografía de la lucha de máscara vs máscara entre Black Shadow y El Santo.

Cymet siempre ha estado dispuesto a exponer su colección ya que menciona que “la lucha libre es de la gente y es parte de la idiosincrasia del mexicano y es una manera de acercar los objetos, la vida y la pasión de la lucha libre hacia la afición